Guardacostas evita que lancha de turismo con 10 ocupantes colisionara contra rocas en el Pacífico norte

El Servicio Nacional de Guardacostas, como parte de su misión de proteger la vida humana en nuestros mares, ha tenido una semana muy intensa con rescates de todo tipo de embarcaciones en aguas del Pacífico norte.

El último de estos incidentes se registró el pasado viernes cerca de la Isla San José, a unas 10 millas de la costa de la península de Santa Elena, cantón de Santa Cruz, Guanacaste.

De acuerdo con la alerta recibida por el Guardacostas, una embarcación de nombre
Positivo 100 %, matricula GPC 9557, se encontraba a la deriva tras experimentar un fallo en el motor.

Inmediatamente la lancha GC 38-18 de la Estación de Guardacostas de Flamingo zarpó para brindarle colaboración a la embarcación en problemas, la cual es una lancha de pesca deportiva de 26 pies de largo aproximadamente.

Fue así como los oficiales lograron ubicar la embarcación, la cual en efecto estaba a la deriva.

Según lo informado por el capitán de dicha lancha y su ayudante, quienes fueron identificados como Léster Lara Estrada y Carlos Méndez Picado, el motor se les apago el motor y la batería no les dio energía para arrancarlo nuevamente.

Su mayor preocupación era que estaban muy próximos a grandes rocas de la Isla San José, contra las cuales corrían el riesgo de colisionar en cualquier momento.

Junto con ellos viajaban ocho turistas de nacionalidad estadounidense, quienes se mostraron muy complacidos con la pronta llegada de los guardianes del mar, los cuales les ayudaron a arrancar el motor.

Luego los custodiaron hasta que llegaran sanos y salvos a la antigua marina Flamingo, donde tras arribar ninguno ameritó asistencia médica.

Deja un comentario