Consumo de carne se redujo un 56% tras la pandemia

Debido a la pandemia del COVID-19 el consumo de carne bóvida se redujo en un 56,8% entre los meses de marzo y abril, unas perdidas alrededor de 521 toneladas, según datos de Corporación Ganadera la reducción representa 3,6 millones de dólares.

La reducción se debería especialmente a los problemas de transporte que se ocasionaron debido a la pandemia en el país. Nuestro país importa carne de Estados Unidos, Guatemala y Nicaragua.

Según la Corporación Ganadera la producción local ha mantenido el abastecimiento, esto ha aumentado la misma a nivel local. “El país no necesita de las importaciones para garantizar el abastecimiento interno de carne bovina, los productores nacionales atienden el mercado”, expresó Leonardo Murillo del Departamento de Investigación y Divulgación de la Corporación.

La reducción en las exportaciones también se vieron afectadas tanto en volumen como en valor en abril con respecto al mes de marzo, la baja en el volumen fue de 295 toneladas lo que equivale a una reducción de un 10,3%. El valor FOB de perdida en las exportaciones fue de 1.6 millones de dólares equivalente al mes de marzo lo que corresponde a un 13.9%.

Deja un comentario