Walter Centeno superó en todos los aspectos deportivos a Andrés Carevic en el primer juego de la final nacional

www.everardoherrera.com

Al menos en lo que fue la final de ida, el entrenador del Deportivo Saprissa entendió y leyó mejor el juego que su adversario, superándolo definitivamente en lo táctico y estratégico y por ende el resultado fue favorable para los morados.

Centeno después del encuentro recalcó y afirmó que no fue solo él, más bien que los jugadores del Saprissa hicieron el trabajo debido sobre el terreno de juego y que la victoria fue justa para el bando Tibaseño.

Y es que “Paté” sorprendió desde el inicio con la formación que puso, pues colocó de titular a un jugador como Esteban Rodríguez que venía teniendo muy pocos minutos y su rendimiento no era el más apropiado con las presentaciones que había mostrado, sin embargo, el jugador morado le respondió al respaldo ofrecido por su entrenador y tuvo uno de los partidos más importantes dentro de su era en el Deportivo Saprissa.

Con esta variante y una línea de cinco defensores muy bien trabajada el conjunto morado llevo el partido de una forma muy tranquila pero sí atenta, efectuando las condiciones del juego a su favor, consolidando lo que Walter había trabajado durante la semana debido a la lesión de su figura en la parte baja David Guzmán que no estuvo por lesión.

Fue tan preciso y efectivo lo que mostró el Deportivo Saprissa en el juego que su rival la Liga Deportiva Alajuelense no tuvo respuesta alguna, dejando en claro lo afirmado que estaba el equipo morado en cancha y por otra parte lo mal que la pasó el equipo de Andrés Carevic.

Y es que el entrenador manudo no tuvo una decisión que le hiciera cambiar el rumbo del juego para su equipo, más bien se visualizaba un Carevic estresado y presionado por las condiciones del partido. Alajuelense mostró una de las peores caras dentro del campeonato y aparte en el peor momento, pues se estaba jugando una final en contra de su máximo rival deportivamente.

Desde ese punto se encuentra la diferencia del partido, pues Walter Centeno analizó bien a su rival teniendo en cuenta las fichas que podía usar en el encuentro, y sorprendió a muchos con la variante que cambio el juego, pues esa sustitución que realizo le aporto mucho durante el desarrollo del partido y hasta le recompenso con una anotación.

Andrés Carevic se mostró un poco frustrado frente a no poder hacer nada por cambiar el juego y Alajuelense dejo una muy mala sensación para sus aficionados.

Quedan 90 minutos si Centeno quiere ser campeón, del otro lado Carevic y su equipo deben mostrar otra cara para alargar a dos partidos más la final del Clausura de la Liga Promerica.

Deja un comentario